II Gustavo Ortiz García

EL MUNDO DE TEHUACÁN


Por una cirrosis hepática un hombre pereció durante las primeras horas de ayer cuando se encontraba internado en la Cruz Roja.

El occiso fue atendido en dos ocasiones por paramédicos de la benemérita institución, quienes al filo de las 16:30 horas lo auxiliaron sobre la avenida Independencia esquina con la calle 5 Sur, lugar donde fue reportado por transeúntes quienes se percataron del momento en que cayó en la banqueta y comenzó a vomitar sangre.

El hombre, quien se encontraba en estado etílico fue auxiliado por los paramédicos, quienes le mencionaron que tenían que trasladarlo a un hospital, sin embargo el lesionado se negó a recibir la atención médica y se retiró del sitio.

Pasaron seis horas y vecinos de la colonia La Purísima comenzaron a pedir apoyo de las autoridades refiriendo que sobre la calle 15 Sur entre las calles 5 Oriente y calle Josefa Ortiz de Domínguez, había un hombre lesionado le cual se encontraba tirado en vía pública.

Nuevamente acudieron elementos de Cruz Roja, quienes al llegar hicieron contacto con el mismo sujeto que había sido atendido horas antes, quien tenía el pantalón abajo de las rodillas y nuevamente había vomitado sangre, los rescatistas comenzaron a ayudarlo y luego de brindarle la atención prehospitalaria lo encamillaron y trasladaron a la sala de urgencias de la Cruz Roja, lugar donde fue atendido por los galenos, sin embargo pese al esfuerzo de los médicos el hombre no pudo sobrevivir y pereció en las primeras horas de ayer.

El cuerpo fue ingresado al anfiteatro de la ciudad donde el médico legista le aplicó la necropsia de rigor.

Hasta el cierre de esta edición el cuerpo no ha sido identificado, por lo que se espera que sea reclamado por sus familiares ya que de lo contrario será ingresado a la fosa común.