Tecamachalco.- Maniatado, con huellas de tortura y dentro de un tinaco, fue hallado muerto un hombre de entre 50 y 55 años de edad, la tarde de ayer, entre los límites de Tecamachalco y Quecholac.

Fue a las 17:00 horas de ayer, cuando pobladores encontraron el cuerpo dentro del tinaco en la barranca conocida como Quechola, ubicada sobre el camino que conecta a las localidades de Lomas de Santa Cruz y San Simón de Bravo.

Trascendió que fue por medio de una llamada anónima al número de emergencias 911 la manera en que se reportó el hallazgo, motivo por el cual, una patrulla de la Policía de Tecamachalco se trasladó al lugar, para verificar la versión.

Se dijo que cuando los oficiales llegaron a la barranca, notaron que flotando en las aguas negras, estaba un tambo de plástico, de color negro, pero en su interior, se apreciaban los pies de una persona.

Tras bajar y corroborar que se encontraba el cadáver dentro del “rotoplas”, el lugar fue coronado en espera del personal de la Fiscalía General del Estado y de los peritos, quienes fueron los encargados de llevar a cabo las diligencias para el levantamiento del cadáver, el cual quedó en calidad de desconocido debido a que no portaba ninguna credencial.

De manera extraoficial, se informó que el cuerpo, se encontraba maniatado, con huellas de tortura, vestía pantalón de mezclilla azul, zapatos negros y una playera de algodón; así mismo, asemejaba una edad entre los 50y 55 años de edad.

Tras las diligencias correspondientes, el cadáver fue ingresado a la morgue de Tehuacán, donde el médico legista le practicó la necropsia de rigor y así saber la causa de la muerte; por su parte, personal del Ministerio Público se encargará de las investigaciones correspondientes para tratar de identificarlo.

 

Redacción

El Mundo de Tehuacán