II Agencias


Puebla.- Una fuga de combustible por una toma clandestina fue detectada a un costado de la autopista Puebla-Orizaba.

Los cuerpos de emergencia detallaron que el chorro de gasolina alcanzó una altura de dos metros.

Cerca de las 8:00 horas de este lunes, a través del número de emergencias 066, rescatistas recibieron el reporte de olor a combustible por lo que se trasladaron al kilómetro 147 de la vialidad con dirección a Orizaba.

Personal del cuerpo de Bomberos y de Petróleos Mexicanos realizó acciones para controlar la fuga y prevenir un desastre mayor, incluso una explosión por el material inflamable.

Las autoridades descartaron riesgos para la población, mientras el Ejército mexicano resguardó la zona. (Reforma)