Los recuerdos más bonitos que tiene José Antonio Vélez Gutiérrez, padre de cuatro hijos, son los viajes que realizó por todo el país acompañado de su familia, el humor de sus pequeños se ve reflejado actualmente en sus ocho nietos y dos bisnietos.

Para Vélez Gutiérrez su familia es su motivo para levantarse, mientras sonríe contempla las travesuras de los nietos quienes siempre logran arrebatarle una carcajada, actualmente vive de manera tranquila en su casa donde cada minuto disfruta con sus seres queridos.

Su esposa Luz María Cepeda cataloga a este hombre como un buen padre, pues mientras asistía a sus congresos médicos ellos lo acompañaban para poder pasar un tiempo de calidad con sus hijos, comenta sonriente. “Creo que recorrimos todo el país, mientras él estaba en el congreso nosotros estábamos en otras actividades y después nos reuníamos para cenar juntos”.

“El ser médico es una profesión de 24 horas, por lo que cuando teníamos espacio disfrutábamos con los niños” explica José Antonio mientras toma la mano de Luz María y mira la foto de sus cuatro hijos cuando eran pequeños, actualmente estos son adultos responsables por eso esta pareja se siente feliz.


Sagrario Cortés

EL MUNDO DE TEHUACÁN