La tromba que azotó en la región la tarde del pasado lunes, dejó una persona desaparecida y decenas de familias afectadas, en San Sebastián Zinacatepec y Teotitlán de Flores Magón, Oaxaca. En el caso de Tehuacán la Dirección de Protección Civil se mantiene alerta por los estragos que puedan generar las lluvias pronosticadas en los próximos días.

Fueron 40 familias las que sufrieron los embates del clima en Teotitlán, cuyas viviendas en algunos casos se reportaron como pérdida total. Asimismo, se activaron las labores de búsqueda de los cuerpos de rescate de Puebla y Oaxaca para dar con el paradero de una mujer que fue arrastrada por la corriente.

En Zinacatepec no fue necesario evacuar, pero se hicieron labores de limpieza tras la tormenta.

Por su parte, el área de Protección Civil de Tehuacán reportó saldo blanco, sin embargo, existen en el municipio más de cinco asentamientos que se encuentran en zona de riesgo y que podrían significar un peligro para decenas de familias, que ya recibieron recomendaciones.

Campesinos tehuacanenses indicaron que el granizo sí puede causar estragos en las siembras de maíz, principalmente en Cuayucatepec, San Diego y San Pablo Tepetzingo, por lo que existe temor de que nuevamente se presente este fenómeno natural.

De acuerdo al Centro de Prevención Meteorológico de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), las lluvias van a continuar en la región, siendo los municipios de la Sierra Negra aquellos en donde la precipitación será más intensa, lo anterior es causado por sistemas de bajas presión.


De la Redacción

El Mundo de Tehuacán