Sagrario Cortés

El Mundo de Tehuacán


Se estima que un usuario promedio toca el teléfono celular más de 300 veces al día, esto de acuerdo a datos de empresas de telecomunicaciones, actualmente más del 80% de los jóvenes de entre 25 y 16 duermen cerca del dispositivo.

Juan Guzmán Reyes, técnico en reparación de celulares, explica que la limpieza de los dispositivos es una parte fundamental de su cuidado, donde además el alejar el equipo del cuerpo puede ayudar a prolongar su vida útil.

Estudios referentes al uso de los teléfonos celulares indican que un dispositivo tiene la cantidad de bacterias similar a las de un sanitario, por lo que Guzmán Reyes recomendó el uso de un paño limpio y unas gotas de alcohol que pueden servir para limpiar el teléfono.

Este tipo de prácticas ayudan no solo a la vida del teléfono, si no a la del usuario, pues se pueden evitar enfermedades gastrointestinales, se estima que el 92% de los aparatos pueden ser transmisores de bacterias como la E.Colin, esto de acuerdo a negocios especialistas en la venta de teléfonos.

Por su parte el experto señala que el sobrecalentamiento de las baterías es un aspecto que también debe cuidarse, pues cada vez más personas usan sus teléfonos de manera cercana lo que podría afectar tanto al equipo como al usuario en caso de un sobrecalentamiento.

Aspectos como las radiaciones también deben ser consideradas por lo que se recomienda salir en caso de que no exista buena señal, pues este hecho provoca que aumente la radiación, en este ámbito el uso de manos libres es una alternativa.