Tecamachalco.- Un fétido olor despide el anfiteatro de Tecamachalco, el cual finalmente fue suspendido por Salubridad del estado por las condiciones en que operaba.

Y es que desde hace al menos cuatro días, permanecía un cuerpo en estado de descomposición, sin que los médicos forenses hubieran acudido a realizarle la autopsia.

Uno de los principales problemas es que la cámara frigorífica no funciona adecuadamente, por lo que los cadáveres tenían que permanecer afuera, lo cual llevó a que el último cuerpo que ingresó, acelerara su descomposición.

Desde hace unos meses, la actividad en el anfiteatro de Tecamachalco incrementó debido a la inutilidad de la morgue en Tehuacán.

Personal del panteón expuso que no podía realizar el aseo hasta que no se efectuara la autopsia del último cuerpo, mientras, las planchas lucen sucias, con manchas de sangre y con un enjambre de moscas, además del hedor que despide.

Fue después de varias denuncias, que ayer estuvo presente personal de Salubridad, quien colocó sellos de suspendido al lugar.

De la Redacción

El Mundo de Tehuacán