Yuba.- Al menos 38 personas han fallecido durante un incidente violento entre soldados leales al presidente de Sudán del Sur, Salva Kiir, y la guardia del vicepresidente Riek Machar, informaron hoy a Efe fuentes médicas.

Los choques comenzaron en la noche local del jueves, después de que cinco militares del Ejército gubernamental murieran por disparos de la guardia personal de Machar, quienes abrieron supuestamente fuego contra los uniformados cuando se disponían a inspeccionar su vehículo en una zona al oeste de Yuba.

En un comunicado, el ministro sursudanés de Defensa, Koul Manayang, aseguró hoy que la situación está bajo control, después de que anoche se oyeran disparos en los alrededores del palacio presidencial de Yuba.

Llamó a la calma y pidió a los ciudadanos que vuelvan a su vida normal.

El titular de Defensa informó de que el Gobierno ha creado un comité de investigación para esclarecer el incidente entre las dos patrullas.

El portavoz del Ejército sursudanés, Lul Ruai, dijo ayer a Efe que la inspección del vehículo de los exrebeldes fue "una medida rutinaria" ante las celebraciones anuales del Día de la Independencia.

El Gobierno de Kiir y la entonces oposición armada liderada por Machar alcanzaron un acuerdo de paz en agosto de 2015 y formaron un Ejecutivo de unidad nacional el pasado abril.

Está previsto que las fuerzas leales a los dos dirigentes políticos se integren en el Ejército sursudanés.

El conflicto entre ambos estalló en diciembre de 2013, cuando Kiir, de la etnia dinka, denunció un supuesto intento de golpe de Estado encabezado por su vicepresidente, de los lou nuer.

Desde su independencia de Sudán en julio de 2011, Sudán del Sur ha vivido una situación política y de seguridad de inestabilidad, que se vio exacerbada con el inicio del conflicto interno en 2013.

EFE