México.- Durante las vacaciones, 80 por ciento de los turistas continúa conectado a Internet y 70 por ciento lo hace desde redes inalámbricas públicas en sitios de descanso y de esparcimiento, lo que significa que existe elevado tráfico de datos y más riesgos de un mal uso de la información personal.

La firma dedicada a la seguridad informática G Data explica en un comunicado que las redes inalámbricas gratuitas han dejado de ser un lujo para convertirse en un servicio estándar en cualquier hotel, restaurante, bar o café.

Sin embargo, advierte que por regla general, esas redes no están bien protegidas y su tráfico de datos es fácilmente interceptable por los cibercriminales, aunado a que en muchas ocasiones, la conexión se realiza desde dispositivos móviles no protegidos.

Precisa que 21 por ciento de los turistas utiliza de forma habitual las computadoras de cibercafés y hoteles, equipos que tampoco suelen cumplir con los requisitos mínimos de seguridad.

El experto en ciberseguridad en G Data Software, Tim Berghoff, señaló que “los puntos de acceso Wi-Fi de aeropuertos y hoteles se convierten en estas fechas en objetivo de ciberataques”.

Esto, argumentó, pues raramente están convenientemente protegidos y los cibercriminales pueden interceptar de manera fácil el tráfico de datos que circula a través de ellos, “desde contraseñas a tarjetas de crédito y todo tipo de información personal”.

Debido a lo anterior, la empresa de seguridad informática recomienda a los turistas evitar, sin ninguna duda, las compras y la banca online a través de redes Wi-Fi públicas.

Además, las fotos de las vacaciones no deberían subirse en tiempo real a Facebook. “Una foto inocente puede convertirse en una información valiosa para los ladrones”, aseguró Berghoff.

Para lograr unas vacaciones seguras, el experto recomendó no ingresar a sitios inseguros, toda vez que los portales de vacaciones y viajes, así como los correos electrónicos con cruceros y vuelos en oferta son un recurso habitual para conducir a las víctimas a falsas tiendas online y páginas fraudulentas.

Por ello, destacó la necesidad de reservar las vacaciones sólo en sitios conocidos y usar una solución de seguridad capaz de proteger las compras online y bloquear páginas de phishing o suplantación de identidad.

G Data explica que las conexiones inalámbricas gratuitas en aeropuertos, estaciones y hoteles debería usarse con ciertas precauciones, pues son inseguras por defecto.

Respecto a los cibercafés y computadoras públicas, explica que 21 por ciento de los internautas afirma usarlos de forma regular en sus vacaciones, aunque en dichos dispositivos es imposible tener una idea clara de la configuración de seguridad, la protección o las posibles infecciones de las computadoras públicas.

"Es especialmente recomendable no realizar transferencias bancarias ni compras online desde cibercafés o similares y navegar de modo incógnito para evitar el almacenamiento de datos de navegación, cerrar las sesiones de aquellos servicios a los que se haya entrado como usuario registrado", subrayó.

En cuanto a las redes sociales, la empresa expone que deben ser utilizadas con precaución, toda vez que la información volcada podría ser utilizada para crear mapas de viviendas desocupadas con motivo del descanso veraniego.

En caso de pertenecer al 21 por ciento de turistas que viajan pegados a su computadora portátil, aconseja cifrar la información sensible almacenada en el disco duro para, en caso de pérdida o robo, no caiga en manos equivocadas.

La compañía afirma que el software de seguridad es la barrera más efectiva contra el cibercrimen, así que debe estar actualizado en todo momento.

Puntualiza que los teléfonos inteligentes deberán contar con protección antirrobo para poder localizar, bloquear o borrar la información almacenada en el dispositivo en caso de emergencia.

NOTIMEX/Foto: DEPOSITPHOTOS