Nueva York.- La coalición liderada por Estados Unidos para combatir el terrorismo en Siria lanzó esta semana una serie de ataques en el área de Manbij que causaron la muerte de más 100 civiles, denunció hoy Amnistía Internacional (AI).

En un comunicado, el grupo defensor de los derechos humanos destacó que la coalición liderada por Estados Unidos debe redoblar sus esfuerzos para prevenir las muertes de civiles y para investigar posibles violaciones al derecho internacional humanitario.

Los ataques en la comunidad de al-Tukhar, en la región de Manbij, ocurrieron el 18 y 19 de julio.

Informes preliminares apuntan que entre los civiles muertos en esa comunidad controlada por el grupo extremista Estado Islámico (EI) se encontraban hombres, mujeres y niños.

Magdalena Mughrabi, directora interina del programa de AI para África del Norte y el Medio Oriente, señaló que el bombardeo de al-Tukhar pudo haber resultado en la mayor pérdida de vidas causada por las operaciones de la coalición encabezada por Estados Unidos en Siria.

“Debe haber una investigación pronta, transparente e independiente para determinar lo que sucedió, quién fue responsable y cómo evitar más innecesarias pérdidas de vidas civiles”, recomendó Mughrabi.

La representante puntualizó que cualquiera que haya sido responsable de las violaciones del derecho internacional humanitario debe ser presentado ante la justicia, en tanto que las víctimas y sus familias deben recibir un paquete completo de reparación del daño.

AI explicó que recuentos de pobladores locales, así como fotos y videos, establecen que al menos 60 civiles murieron en los ataques de esta semana, aunque advirtió que la cifra exacta podría ser muy difícil de precisar.

El organismo sostuvo además que ha revisado la información disponible de docenas de supuestos ataques de la coalición liderada por Estados Unidos en la mayoría de los casos en que se han reportado de manera creíble muertes de civiles, y que la coalición ha rechazado esas aseveraciones.

“Incluso si las fuerzas de la coalición creyeron que combatientes del grupo autodenominado Estado Islámico estaban presentes en al-Tukhar, debieron haber tomado las precauciones necesarias para identificar quién estaba presentar a fin de evitar o al menos minimizar las bajas civiles”, dijo Mughrabi.

NOTIMEX/Foto ilustrativa EFE: Bombardeos de aviones de guerra en Siria.