Batman y Superman se ponían de acuerdo para hacer una vaquita para comprar un juego de caderas que este año seguro costará más de mil morlacos. Mientras tanto en el cabildo tehuacanero, compungidos y con pujidos; contrariados, consternados y con una furtiva lágrima en el rabillo del ojo, los regidores decidían cancelar de tajo y tasajo el festival del mole de caderas 2017. No es momento para fiestas, dijo uno; no es tiempo para reunir multitudes, dijo otro; el parque ecológico no está en condiciones, terció alguien más, tampoco la explanada del palacio, se oyó por ahí (y of the record lo del palacio fue avalado por los empleados sindicalizados que se niegan a trabajar adentro del coloso de Rayón). En resumen, los regis acordaron no hacer el festival porque no esta el bollo para hornos. Mientras tanto en Ciudad de México, que fue uno de los lugares más castigados por el sismo, en pleno zócalo se reunían decenas de miles de personas para participar en un concierto gratuito para homenajear al espíritu solidario y gritar al mundo mundial que nuestro pueblo está de pie. Mientras tanto, en rueda de prensa la autoridá tehuacanense regañaba a los periodistas por amarillistas. Porque habidas cuentas, para qué perder el tiempo organizando un festival si luego la gente no va a los espectáculos. No pos-sí. Ya será para la otra, para el festival de la ciudad en marzo, que ya merito llega. Mientras tanto en Atlixco, el presidente de allá declaraba que el Huey Atlixcayotl no se cancela, porque aunque hay muchas familias que perdieron seres queridos o sus casas, lo que requiere la ciudad es reactivar la economía y retornar a la cotidianidad, pues la vida sigue. Mientras tanto en Tehuacán los restauranteros, hoteleros y artesanos, que suelen levantar sus ventas en esta temporada de matanza, alzaban la voz para decir: no descobijen que jalan. Y a palabras sordas, oídos necios, se decían unos a otros los funcionarios canceladores de festivales. Mientras tanto en el Salón de la Justicia, Batman, Superman y la Mujer Maravilla, seguían con sus planes para comer a todo dar su mole de caderas. Acuaman no, porque dicen que es vegetariano y se alimenta de plancton. ¿Será? Emoji con carita de asombro.


Fantasías animadas de ayer y hoy

MARCOS D. BERGER


Los comentarios y puntos de vista expresados en esta página son cortesía y responsabilidad de quien los escribe, además de que no representan necesariamente el punto de vista de Sociedad Editora Arróniz