Cd. de México.- El aumento de casos de influenza AH3N2 en México y en otros países puede deberse a que la vacuna contra esta cepa tiene una baja efectividad, señaló Arturo Martínez, encargado del Diagnóstico de Influenza del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER).

El especialista explicó que Canadá y Australia reportaron que el biológico para la influenza AH3N2 tenía una efectividad de entre 10 y 20 por ciento solamente.

“Estados Unidos está en un estudio para reportar si la efectividad de la vacuna para H3N2 es baja como lo reportaron Australia y Canadá. No ha hecho un pronunciamiento, pero piensan que es similar y puede ser una de las razones por las que H3N2 ha incrementado mucho en varios países”, indicó.

Aunque en el País la temporada de influenza 2017-2018 no lleva ni un tercio del tiempo que durará, señaló el experto, será la que más casos confirmados de esta enfermedad acumule, pues ya registra un total de 2 mil 151.

“Ésta es la temporada de influenza que más casos ha tenido desde la temporada 2014-2015, donde en esa época se registraron 2 mil 233 casos”, señaló.

“En la época actual no llevamos ni la tercera parte de la temporada y ya tenemos dos mil. Este número ha superado el de las temporadas 2015-2016 y 2016-2017”, dijo.

Sin embargo, destacó, las defunciones por influenza son bajas en comparación con esos mismos años.

De acuerdo con datos de la Dirección General de Epidemiología, con corte al 8 de febrero, la actual temporada de influenza suma mil 702 ocurrencias positivas de influenza AH3N2, 298 de B, 85 de influenza A y 66 de AH1N1.

A la fecha se han notificado 52 defunciones por influenza: 38 de AH3N2, 6 de B, 4 de AH1N1, y 4 de influenza A.

Los estados con más casos de influenza son la Ciudad de México, el Estado de México, Querétaro, Coahuila y Tlaxcala, pues en conjunto suman el 51.4 por ciento del total de casos confirmados.

Mientras que durante la temporada 2017-2018 los estados con mayor número de defunciones por influenza son Estado de México, Guanajuato, Querétaro, Tlaxcala y Jalisco, que acumulan el 46.2 por ciento de las defunciones por influenza.


Agencia Reforma