Guatemala.- Durante su gestión como Gobernador, Javier Duarte de Ochoa adquirió al menos ocho propiedades en zonas exclusivas de la Ciudad de México, Guerrero, Campeche y Veracruz, de acuerdo a la investigación del Gobierno mexicano compartido a las autoridades de Guatemala como parte de su proceso de extradición.

José Antonio Galdamez, Fiscal de la Unidad Especial de Asuntos Internacionales del Ministerio Público de Guatemala, expuso a detalle la red de complicidades y operaciones que Duarte usó para desviar fondos públicos y adquirir bienes muebles e inmuebles.

Detalló que los que ayudaron al ex Gobernador a hacerse de casas, departamentos, terrenos e incluso de un yate fueron Alfonso Ortega López, Moisés Manzur Cisneros, José Juan Janeiro Rodríguez, Rafael Gerardo Rojas Fajardo y Mario Rosales Mora.

Galdamez abundó que para las operaciones fueron utilizadas empresas fantasmas cuyos dueños eran en muchos casos los mismos prestanombres de Duarte.

Asimismo, instruyó a su entonces secretario de finanzas, Antonio Tarek Abdalá Saad, que los recursos que la federación destinaba en materia de seguridad fueran devueltos de la Secretaria de Seguridad a la de Hacienda estatal para que ésta pagara a proveedores específicos.

El entonces Secretario de Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita, rechazó a acatar la disposición que Abdalá le había instruido vía telefónica.

"Arturo Bermúdez Zurita, se negó a realizar lo ordenado, sin embargo, Antonio Tarek Abdalá Saad le reiteró que se trataba de una instrucción directa del gobernador, Don Javier Duarte de Ochoa.

"Que dicho sistema, lo estaba haciendo la Secretaría de Salud, Secretaría de Educación, y la Secretaría de Desarrollo agropecuario, Rural y de Pesca", narró el fiscal especial Guatemalteco.

Agencia Reforma