“Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo.” Albert Einstein Muchos creen que no alcanzaran a lograr sus metas. Es probable que sea así, una por las creencias que tienen acerca de si mismo, otro por los malos hábitos que no terminan de abandonar y otros porque no toman acciones. Estoy convencido que los que leen este articulo, tienen buenas creencias acerca de si mismo, son buenos en lo que hacen, toman acciones, pero algunos no están satisfechos con sus resultados y quieren más de la vida. Se preguntan ¿Dónde está el problema? El problema está en los hábitos. Somos seres de hábitos, y hay algunos hábitos que no nos ayudan y lo que hacen es frustrarnos ¿Cuáles son esos hábitos que debemos evitar en nuestro liderazgo? -El no tener prioridades claras. El aprender a gestionar nuestra vida nos ayudara a organizar mejor nuestro tiempo. Los mejores líderes son los que han aprendido a establecer prioridades. ¿Estás invirtiendo tu tiempo sabiamente? -Prometer más de lo que puedo cumplir. Muchas veces como líderes hacemos promesas con tal de complacer al jefe o al equipo, y después quedamos mal. Subestimamos el tiempo o presumimos del futuro. ¿Estás cumpliendo tus promesas? -Con expectativas poco realistas. No se pueden obtener buenos resultados en el trabajo cuando no se tiene bien claro lo que realmente esperamos de las personas que laboran con nosotros. ¿He clarificado las expectativas que tengo de cada colaborador? -Ser de doble ánimo. Hay líderes que un día son una maravilla y al siguiente día dejan de serlo, parece que se levantaron del lado equivocado de la cama. Esa inconsistencia hace que muchos no quieran trabajar con él o ella. ¿Soy de doble ánimo? -Tener oídos sordos. Aquellos que hablan pero nunca escuchan, ni siquiera a ellos mismos en lo que están diciendo. ¿Estoy escuchando a otros? ¿Me estoy escuchando al hablar? -Decir si cuando debe decir no. Hay líderes que buscan popularidad que dicen si a todas las cosas cuando en realidad no quieren. Esto es producto de la inseguridad del mismo. ¿Tengo el coraje de decir no cuando se necesita? -Tener favoritos. No es malo tener favoritos, lo malo es estar de acuerdo siempre con ellos. Hay que tener cuidado de no caer en una co-dependencia. Ser un líder de éxito requiere vivir en interdependencia. ¿Tengo favoritos? ¿Con cuál estás luchando? Alguien dijo que hay que ser muy valiente para reconocer los errores propios, los ajenos se reconocen enseguida. Quizás los hábitos que podrían frenar tu liderazgo no aparecen aquí, lo más importante es que puedas reconocer algún mal hábito y tomar acción. Se requiere coraje para comenzar a trabajar sobre nuestros hábitos. Los líderes que han alcanzado resultados extraordinarios son aquellos que decidieron abandonar sus malos hábitos e incorporar unos nuevos. “Cuando la lucha de un hombre comienza dentro de sí, ese hombre vale algo.”

Robert Browning

¿Quieres mejorar

tu liderazgo?


Tere Gómez

Una mejor manera de vivir

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Los comentarios y puntos de vista expresados en esta página son cortesía y responsabilidad de quien los escribe, además de que no representan necesariamente el punto de vista de Sociedad Editora Arróniz